La Ciudad avanza con las obras del segundo emisario del Arroyo Vega, que beneficiará a 315.000 vecinos

El jefe de Gobierno porteño recorrió hoy las obras del segundo emisario del Arroyo Vega que reducirán el impacto de las lluvias y sudestadas, beneficiando así a 315 mil vecinos de la Ciudad de Buenos Aires, y destacó que “la forma de terminar de bajar el riesgo es con obras como ésta”.
“Este túnel es el que pasa por uno de los lugares más complicados en términos de riesgo de inundación, que ha sido siempre la zona de Cabildo y Blanco Encalada, donde hace varios años que no tenemos inundaciones porque se amplió la desembocadura al río”, explicó.
Rodríguez Larreta aseguró que esta iniciativa representa “una tranquilidad para los vecinos de toda esta zona de la Ciudad” y agregó: “Es la segunda obra más grande de nuestro plan hidráulico”.
A su vez, reconoció que es “una obra compleja en términos de ingeniería pero que demuestra lo que somos capaces de hacer los argentinos cuando trabajamos seriamente y en equipo”.
Por último, recordó que todos estos proyectos “generan muchos puestos de trabajo”, por lo que remarcó el valor de la obra pública en tanto que “todo esto también le da impulso al empleo en la Ciudad de Buenos Aires”.
En la recorrida también estuvo presente el director del Plan Hidráulico de la Ciudad, Eduardo Cohen, quien destacó que “esta es la solución definitiva para la cuenca” dado que “duplica la capacidad actual” para sacar el agua.
Se trata de un túnel que se va a extender por debajo de la calle Nueva York, desde el cruce con Helguera (Comuna 15), y por debajo de la calle La Pampa (Comunas 15, 13 y 12) hasta desembocar en el Río de La Plata.
Tras la experiencia adquirida con los túneles del Arroyo Maldonado, se decidió trabajar con tuneladoras, que generan mucho menos impacto urbano, separándolo en dos tramos.
En el primer tramo, de 5,9 kilómetros, se utilizó una tuneladora de 5,3 metros de diámetro, mientras que para el segundo tramo, de 2,5 kilómetros, se está usando otra de 3 metros que permite instalar tuberías sin realizar zanjeo, mediante el procedimiento de Pipe Jacking.
Una vez finalizado el segundo emisario se van a construir ramales secundarios en Donado, Elcano, Victorica, Álvarez Thomas, Balbín, Constituyentes, Delgado, Freire, Lugones, Roseti, Sucre y Tronador.
En total se van a sumar más de 9 kilómetros de obra que va a aumentar la capacidad de conducción de la red secundaria mediante la construcción de los 12 nuevos ramales.